La Fuente

*Ya no son Las Maris sino Las Maras en Ichisal *Truena Obando en Delicias *Cataplixia de súper préstamo por fepade *Lo nEGRO de Rocío Sáenz

Lunes 4 de Septiembre 2017, 6:00 pm
AAA

NOS cuentan que las poderosas Maris, a quienes ahora apodan Las Maras, por su espíritu pendenciero, siguen haciendo de las suyas en la tierra de nadie que Mi General ha hecho del Ichisal. Sobre todo los médicos y enfermeras ya no ven lo duro sino lo tupido. Mari Pulido y Mary Alegría siguen propinando sendos golpes a ambos gremios por razones que nadie comprende pero las acciones van desde meros cambios de horario o centro de trabajo hasta despidos injustificados en todos los casos con suma arbitrariedad. Por la guadaña de las poderosas maris han pasado desde enfermeras con años de antigüedad hasta respetados médicos cuyo único pecado no ha sido más que el no pertenecer al virtuoso grupo de amistades de ambas señoras. El poder de las Maris llega tan lejos que lograron orquestar el despido de un prestigioso ginecólogo al que no le valió para salvarlo ni siquiera el tener su consultorio en el hospital de los Angeles Azules. Mari Pulido ha operado arbitrarios cambios de personal con el mero objetivo de beneficiar a sus amigas en el Hospital Central. En todo este juego, el papel del director del ICHISAL, Dr Héctor Palacios, no ha sido sino el de firmar sin discusiones los oficios que las Maris le presentan ya redactados. Oficios que por cierto son las pruebas principales en las demandas por acoso laboral y despido injustificado que se sumarán eventualmente a los 800 millones de pesos en deudas de las finanzas sanas que dice Gilberto Baca tener en el ICHISAL. Resulta por demás evidente que todas las líneas de acción de los soldados de Mi General van encaminadas a debilitar al sector público de salud en beneficio del cielo azul donde flotan los ángeles del nuevo amanecer.

LAS patadas al dos por uno entre los dos grupos panistas de Delicias, provocaron su primer saldo. Arturo Obando, apodado El Chupirul, recaudador de rentas, tronó como ejote en el cargo. En el fondo, obviamente, está la disputa por la reelección de Eliseo Compeán. Los huerfanitos de Jáuregui, armaron un grupo fuerte, que destronó al de El Doctor Issa, que fue desplazado hace rato. Con la llegada de Corral, Issa is back y agarró aire para entrarle con todo a las paradas abajo y arriba de la mesa. En el fondo, se trata de reelegir a Compeán o postular como candidato al diputado Jesús Valenciano. No trae mucho queso para las enchiladas, pero tiene el apoyo de palacio y del El Metralleta Álvarez Monge. El tema por ahorita, es que El Chupirul, que por cierto ya setentea, fabricante de piropos por face para todo mundo, mejor aventó el arpa. Dicen que esperan una buena oportunidad para dar a conocer la noticia. Bueno, primero deben hallar al sustituto, pero, eso, probablemente, se tarde un rato.

LA invención y el propósito de palacio, obvio es, consiste en canjear, a manera de cataplixia, el súper préstamo por la fepade. La andanada de ataques de Rocío Olmos, secretaria de la función pública, contra Karina Velázquez, evidencian el asunto. Las declaraciones de El Paisa, en el sentido de que la bancada rosa aprobaría la petición, y su posterior dicho de que no controla a Olmos, ratifica que juega con la mano izquierda. Por eso se hizo el escándalo de fin de semana, en que intentaron revolcar el tema en todos los medios. Es natural que la fepade haya solicitado el desafuero de Karina ante San Lázaro y no en la torre legislativa. Pero jugaron con las competencias y remitieron el tema a otras instancias. Al congreso local, solo llegó un documento que solicita información general de la diputada parralense y el documento que le acredita como legisladora local. Son presiones, válidas, pues, del estado, para lograr la aprobación del súper préstamo, por parte de la bancada rosa. Es la negocia de un asunto político por otro, ahora que el PRI tiene la voluntad de palacio, pero no la de sus legisladoras. Lo más seguro es que se concrete ese negocio político, pues, ambos, en verdad, requieren de satisfacer esas demandas.

ALGUIEN debería recordarle a Rocío Sáenz y a las diputadas de la Comisión de Salud que tienen a su disposición, al igual que la opinión pública, el contrato celebrado entre la Secretaría de Salud y Egro Servicios de México donde claramente se establece que se trata de la adquisición de medicamentos. Dicho contrato pacta la adquisición de dichos productos por un monto más de 100 veces arriba del máximo permitido para una adjudicación directa, que la mayoría de los medicamentos se contrataron al mayoreo por un precio mayor al de menudeo así como que se pactaron nombres comerciales y no genéricos. Todo lo anterior son acciones fuera de la ley y la diputada Sáenz se pone sospechosamente a elucubrar si se contrató un servicio o una compra de medicamentos como si ello fuera relevante frente a todas las flagrantes irregularidades que todos conocemos. ¿La diputada entenderá que al pactar caro con Egro, el presupuesto alcanza para menos medicamentos y por ende se benefician menos pacientes por el mismo dinero? Dicho de otro modo, el contrato con Egro se hizo bajo términos que dañan la salud de los chihuahuenses. La actitud de la diputada es extraña ¿esto se ha vuelto un tema de no molestar a Mi General? A ratos pareciera que la diputada, más que investigar el tema, busca maneras de sacar a Mi General del hoyo en el que él mismo se metió.

LOS diputados del PAN por Chihuahua se sumaron a la rebelión anayista que ha puesto al país al borde de una crisis constitucional. Bajo el mando de Marko Cortés, los legisladores se colocaron en la valla política que impide instalar nueva mesa directiva en San Lázaro. El plazo vence este martes y los albiazules rebeldes no se han bajado de su macho. Fernando Mesta, Juan Blanco y Cristina Jiménez, han antepuesto sus intereses personales a los institucionales. Ricardo Anaya quiere que se mueva un transitorio para impedir que el titular de PGR, Raúl Cervantes, se convierta en automático en el primer fiscal anticorrupción del país. Pero, en el fondo, cada quien trae lo suyo: Juan y Cristina, quieren ser candidatos al senado de la república. Se alinearon a Anaya, el otrora Chico Maravilla, por instrucciones de palacio, pero también esperan acarrear agua para su molino. Luis Fernando Mesta, pues se sabe, obedece las instrucciones de Gustavo Madero, Jefe de Gabinete, estatal, empecinado en meter de candidato presidencial a El Paisa. Las cosas, literalmente, están que arden, pero, la mayoría, todavía le sopla, entre ellos los tres diputados federales mencionados.

Reportero:  Editora Ar
Ejecutómetro
Estado
1628
Chihuahua
433
Juárez
644
Datos generados a partir del
1ro de octubre del 2016
Facebook
¿Qué pasa en Twitter?