La Fuente

*La mitad del estado la desgobierna Corral *La otra mitad, la gobierna el narco *Riego de 3.17 marumillones a El Carnal 28 *La pregunta de Isela

Martes 27 de Marzo 2018, 6:13 pm
AAA

LA mitad del estado lo desgobierna Corral y, la otra mitad, está gobernada por el narco. Con este diagnóstico político, elaborado por su delegada, arriba Andrés Manuel López Obrador al estado de Chihuahua. El próximo domingo, el candidato de morena arrancará su campaña en la emblemática Ciudad Juárez. La diputada Ariadna Montiel, responsable política del estado y encargada del noveno distrito en el tema de organización, ha palpado esto. Incluso, ha recorrido más el estado que el gobernador, sobretodo la zona serrana de la entidad. Ha vivido la distancia entre la verborrea oficial de un gobernador autista y la realidad de comunidades enteras abandonadas y señaladas por la marginación. Un gobernador, El Paisanito, que se la vive en los aviones y en los restaurantes de la Ciudad de México, en los pasillos de la cámara de diputados y en la de senadores, pero jamás en las regiones de su estado. Un político que desgobierna la mitad de su estado y que permite que el narco gobierne la otra mitad, diría Ariadna Montiel, que, entre paréntesis, reafirma la política morenista de la inclusión social en las poblaciones dominadas por esa ilícita actividad.

UN riego de marumillones fue a parar a las oficinas de El Carnal 28 durante el año 2017, a pesar que la concesión del 14 de julio de ese mismo año establece que la televisora debe funcionar en el estatus de uso social. Eso significa, lisa y llanamente, que Sistema Regional de Televisión (o sea, El Carnal 28, o Sergio Valles, La Mojarra), no puede comercializar publicidad. Sin embargo, todo sea por complacer al amo, mientras no se quede como el perro del hortelano, La Maru regó ese jardín, para ser precisos, a la vez que exactos, con 3.17 millones de pesos, solo en 2017. Metió ese dinero a través de Unidad Corporativa de Televisión SA de CV, que es la empresa, tipo Anaya, por medio de la cual lava recursos públicos el gobernador y el director de la empresa. Es de esta manera, como la alcaldesa empezó a salir en televisión local, en la cual transmiten en vivo con un promedio de 4 viewers simultáneos, a la búsqueda de la reelección. La alcaldesa se deshace en complacer a su nuevo amo, con el fin de limpiar la mancha del estigma que la mantiene señalada en palacio, a pesar de los pesares. Rodilleras para La Maru, pues, y la factura a nombre de Unidad Corporativa de Televisión.

CONTRA la espada y la pared, puso la diputada Isela Torres a El Penychón, durante la comparecencia este martes en una sala de la torre legislativa. Cuchillito de madera, la legisladora, bien asesorada, por cierto, fue puntillosa en un tema. Cuestionar al fiscal general del estado sobre la intromisión de El Paisanito, aquel día, en la casa de Miroslava, de triste memoria. Los cateos, según el código nacional de procedimientos penales (y soltó la ráfaga de artículos relacionados), solamente pueden ser autorizados por un juez. Y si lo contrario, en su caso, produce nulidad, luego entonces, si Corral se metió a la casa de Miroslava y entró a la escena del crimen, ¿puede estar afectado de nulidad todo lo actuado en el expediente? La respuesta de El Penychón, hombre docto en el ejercicio del derecho penal, fue, simplemente, el silencio.

SIN duda alguna, la participación de Rubén Aguilar en la comparecencia de El Penychón, fue la más graciosa, irónica y sarcástica de todas, debido al lenguaje barroco e indirecto que maneja el legislador del Partido del Trabajo. Por principio de cuentas, dijo que el comandante Mayorga, de negra y funesta memoria, de la vieja guardia policial, que encabezó el operativo para matar al ladrón Parga Palafox y a uno en el puente negro, además de fabricar decenas de chivos expiatorios a la carta, según pidiera el gobernante en turno, era más efectivo para perseguir el delito que todo el nuevo sistema penal oral junto. Se quejó, además, del rostro de llanero solitario que le ponen a los delincuentes al tomarles fotografías con una cinta negra sobre los ojos. Y, de plano, le dijo al fiscal que no conocía los casos que hay en la fiscalía y que mejor pidiera ayuda a la sociedad para resolverlos, además, que, entre dientes, dijo que La Coneja debería enfrentar su juicio en libertad. Sobre la puerta giratoria, afirmó que es un problema de diversión para los delincuentes y, en fin, que Aguilar Jiménez hizo reír un buen rato a los asistentes, con su largo y retorcido colmillo, porque sabe tirar la piedra y esconder la mano como pocos.

EL que avisa no es traidor, dijo El Profetsore Miguel Ángel González, al evocar las enseñanzas de Artemio Iglesias, y se pirateó del PRI para irse a nueva alianza. Ahí están sus orígenes, cierto, del oriundo de Ciudad Juárez, desde donde se enlistó en la política. Duró 37 años en el tricolor, Miguel Ángel y, ahora, regresa a las bases magisteriales para pelear por una diputación. La frase de Artemio le salva, es verdad, porque, al menos, no se escondió y dio la cara para salir de un partido que tuvo a bien presidir en el estado, durante el sexenio de Patricio Martínez García. Su candidato a presidente de la república, será el mismo que el del PRI, José Antonio Meade, pero no será igual en el caso del senado, diputaciones federales y todas las candidaturas locales. ¿Quién tiene derecho a juzgar a los que se van y a los que se quedan? Quién sabe: que eso lo respondan los políticos, pues La Fuente se declara incompetente, se excusa del asunto, aún sin recusación, y remite la competencia al que se sienta capaz de hacerlo. Los partidos, partidos son, y, como tales, representan facciones de la realidad política con la cual se identifican los ciudadanos. Y si algo no les cuadra, pues, arre.

Reportero:  editor TV
Facebook
¿Qué pasa en Twitter?