La Fuente

*Chihuahua, el estado donde no pasa nada *La feria de santa Rita no levanta *Proselitismo en universidades *El Reptore y sus transitas

Jueves 10 de Mayo 2018, 8:22 pm
AAA

YA pasaron dos semanas del borruelazo y por más que se dijo y se escribió, más sucedió al influyente chavorruco hijo de un funcionario estatal. Carlos Reyes dijo que investigaría y nada investigó porque nada había que investigar. Los agentes de vialidad recibieron la orden de alterar el reporte y firmarlo aun en contra de su voluntad. Fueron cambiados los hechos de una manera grotesca para proteger al hijo de El Diezmo, Carlos Borruel Baquera, el director de Coesvi y miembro del gabinete de Corral. No hubo nada, en pocas palabras, porque entre todos le taparon las veces al gato. No sucedió absolutamente nada y las cosas se quedaron como si nada hubiera pasado. En el gobierno de El Paisa no ocurre nada si se miente desde el poder y si se alteran los documentos públicos de las instituciones. Pero, en fin, la recomendación de Santiago Creel y los 30 mdp que le dio César Nava a Carlos Borruel Baquera, pesan, sin lugar a dudas.

EL boletito no ha dado el resultado esperado para el Palenque de la feria de Santa Rita 2018 en la era del nuevo amanecer. Después del broncón en que se metieron Pepe Luévano, que ya bajó de rango, antes era El Macrordomo, ya no lo es, porque le dijeron a La Fuente que Panchito Muñoz lo mandaba a comprarle tacos de barbacoa para la resaca, las cosas no han salido bien. La respuesta ha sido escasa y, en algunos casos, raya en lo pésimo. Los únicos que tienen sold out son Carlos Rivera y Julión Álvarez, pero en el primer caso la segunda presentación, el domingo, está desierta. Pesado, que es de los más caros, no ha vendido nada. La reina de la música ranchera, Aída Cuevas, no lleva ni dos filas, Mimoso el ex del recodo suma 17 boletos vendidos y Matute para la inauguración ha sido un reverendo fracaso. Por 200 mil lucas, el Cruz Russek y compañía dejó de convertir en un éxito el palenque y para acabarla de amolar ni la reventa podrán disfrutar. 

QUIÉN sabe si la Fepade sepa algo de eso, es decir, si sea sancionable por la ley, pero en la universidad tecnológica de Ciudad Juárez, hacen proselitismo político en horas de clase. En el mero auditorio de la escuela, incluso con proyector, con cañón y toda la cosa, le hacen trabajo de proselitismo a una fórmula de candidatos al senado de la república. Obviamente, se trata de Gustavo Madero y Rocío Reza, con quienes el PRI no regresa, pero sí los moches al por mayor, los beneficiarios de este tema. Los maestros y trabajadores administrativos de la UTCJ, lanzaron un llamado de auxilio a quien corresponda, para indagar si está permitido por la ley electoral y las leyes que persiguen los delitos electorales, efectuar este tipo de acciones dentro de una institución educativa. 

LAS madrecillas universitarias andan que explotan con El Parientón Luis Fierro, por la manera en que festejó el diez de mayo en la mínima casa de estudios. El Reptore les mandó una pulsera de la empresa Plata Pura, cosa que cuestionaron, pues, al parecer, hubo ahí un favorecimiento personal. Pero, ni desayuno ni nada, como es costumbre hacerlo, desde hace muchas décadas, en la universidad autónoma de Chihuahua. No valemos ni un pan dulce, dijo una madre de familia, empleada de una facultad universitaria. Lo demás que dijo es impublicable, pero, baste decir, que agregaron algunas trabajadoras de la Uach, que la pulsera era como para niños, porque a muchas ni siquiera les quedó.

PABLO Héctor González podría ser el primer presidente del poder judicial en el estado en verdad autónomo e independiente. Por ahora, ha causado una buena impresión, pues conoce el tribunal superior de justicia como pocos y le conocen de igual manera. Además, ha sabido mantener una sana distancia con el titular del poder ejecutivo sin romper ni tronar la relación. Ha hecho algunos movimientos entre los cuales destacan reubicaciones de gente incómoda. Por ejemplo, mandó a Parral a Héctor García Aguirre, secretario de su propia sala, ex delegado estatal de la PGR, quien se creía autónomo y se sentía magistrado. Durante una incapacidad médica, el secretario de sala fue remitido a Hidalgo del Parral. A pesar de ser protegido de Paco Molina, el director administrativo, no pudo evitar ser removido. Claro, no las gana todas ni tampoco se niega a negociar, pero toma las decisiones que le corresponden. 

Reportero:  editor TV
Facebook
¿Qué pasa en Twitter?