La Fuente

*El gobierno austero de 36 mil burócratas *El Reptore se mete en derecho *Gil Loya en el básquet

Sábado 12 de Mayo 2018, 7:37 pm
AAA

GANCHO al hígado le tiró Federico Baeza Mares, presidente de la coparmex local, a palacio. Eso de que un gobierno que se dice austero tenga una plantilla laboral de 36 mil burócratas, no amerita ni siquiera una explicación. Y luego, que salga de la boca de una institución que, tradicionalmente, se pinta albiazul, como que cala más. En el fondo, a El Prócer de Palacio le mandan el mensaje de que atienda más la casa y deje un poco de andar en las nubes de la ciudad de México. Es que, la verdad de las cosas, Corral no está interesado en saber lo que ocurre en el estado que gobierna. No le importa el Chihuahua del norte, sino el Chihuahua del centro, es decir, solamente le preocupa su imagen allá. Si Federico Mares dijo eso, que dirá Carlitos Fierro, de la cámara de comercio, al que tildan de priísta, cuando pide una cita en la casa de la cantera. No le devuelven la llamada ni aunque se la cobren a él, ni un whats app y menos un email. Pero, si se hace a un lado eso, vale la pena profundizar en el tema de los 36 mil burócratas, que no.

LA grilla por la sociedad de alumnos en la facultad de derecho inicia formalmente el próximo. Sin embargo, desde el viernes, El Reptore dio la orden de soltar los chamucos por el campus universitario. El beneficiario del flamígero dedazo de El Parientón, un jovenazo de nombre Rodrigo Portillo, colaboró al soplarle al fuego. Es que, Fierrito giró la instrucción de fusionar las dos planillas rivales para no producir competencia. Es decir, que Adelante Derecho y G18 unieran fuerzas para evitar la competencia. Así que tuvo el buen tino y la ocurrencia de organizar un pachangón para toda la raza que no concluyó felizmente como debía. Fue en la granja Acueducto y derivó en una gigantesca trifulca gracias a la barra libre y la música de banda que hicieron que la fiesta acabara en borrachera. Hubo una gresca con detenidos en la policía municipal y show que obvio puso en alto. ¿Pondrá El Reptore orden en derecho antes de que inicie la grilla estudiantil? ¿Cancelará el proceso para proteger a su planilla oficial? ¿O de plano le temblarán las corvas como siempre?

SERÁ el sereno pero dicen en los corrillos de la fiscalía que esta semana habrá cambio de fiscal general del estado. Sería algo raro porque El Penychón ha sido uno de los pocos buenos funcionarios del gabinete de El Paisa. Pero, en fin, algunos piensan que el cambio podría mejorar el entorno de violencia aunque otros aseguren lo contrario. El magistrado Javier Rodríguez Zubiate, que se cayó de última hora del TSJ, podría entrar al relevo. Tanto este magistrado como El Penychón estuvieron este fin de semana en la Ciudad de México, con El Prócer de Palacio, que ya sé estar le gusta despachar en la capital del país. Este movimiento no es nada seguro pero ha soñado con fuerza desde hace largo rato y parece que  se habría definido días atrás. Vamos a ver si toma piso o se desvanece en el aire y las cosas toman otra suerte, porque, innegable es, las cosas cambian de un momento a otro.

Y POR QUÉ no, dijo mi Gil Loya, el director de seguridad pública, el viernes por la noche, antes de irse al juego de basquetbol de los dorados. No le importó que sus muchachos se la rifaran en los juzgados federales, allá por la avenida Mirador, contra los federales. Sin jefe, sin líder, los agentes de la policía municipal, cumplieron su deber. Adentro del gimnasio Rodrigo M Quevedo, el titular se echaba unas porras y una que otra cervecita, eso sí, bien fría, para calmar la sed del fin de semana. No hay problema, el escudo Chihuahua da para eso y más, que al cabo los chihuahuitas, hasta eso, no exigen resultados. Y por billete, pues no hay problemas, porque para eso está el jefazo, Lázaro Gaytán, que afloja los marumoches por cada transacción turbia. Chihuahua ganó 105-92 a los Pioneros de Delicias, lo que hizo que mi Gil aventara la cachucha y pidiera otra ronda.

BUENA impresión causó Fermine Ordóñez en el evento de Meade con candidatos realizado en Ciudad Juárez la semana pasada. Los que saben, dicen que fue el mejor orador del evento, pues se preparó para su participación, con buenos resultados. Incluso, en Juárez, los priístas empezaron a usar la frase, en referencia al comité directivo estatal, de que nos hubiera ido mejor con ya sabes quien. Ciertamente, Fermín hubiera sido un auténtico opositor al gobierno estatal, precisamente lo que el PRI necesitaba en este momento. Sin embargo, El Ganda, Omar Bazán, dejó pasar la oportunidad, por instrucciones de arriba, y optó por usar rodilleras cada vez que acude a palacio o hace mención del gobernador.

Reportero:  EditoraSD
Facebook
¿Qué pasa en Twitter?